top of page

La Amatista es un cristal muy protector, se utilizó en la antigüedad para recuperarse de las adicciones físicas, así como relaciones adictivas, y se conoció como la "piedra de la sobriedad". Un calmante de estrés natural, amatista puede fomentar la fuerza interior.

La energía curativa fuerte de Amatista puede transmutar vibraciones más bajas a frecuencias más alta